No legislarán sobre aborto

No legislarán sobre aborto


Por Fernando A. Crisanto el 2020-11-27

Esta legislatura no discutirá la demanda de despenalizar el aborto como plantea una fracción importante de militantes y simpatizantes de la 4T.

La prudencia se impone a las presiones sociales, que no son pocas.

Al plantón y manifestación de organizaciones feministas realizadas esta semana, el próximo domingo saldrán multitudinariamente agrupaciones católicas y evangélicas, desde tres puntos de la ciudad para concentrarse en Plaza Dorada, todo con su objetivo de “defender el derecho a la vida”.

Están programadas las marchas a partir de las 12:30 del domingo y lo más interesante es que unen en la coincidencia a católicos y cristianos, como no habíamos visto en Puebla. Más allá de las decisiones políticas que se tomen, sus organizadores están convencidos que tienen que mostrar públicamente su rechazo y la fuerza social que representan.

La decisión de no abordar el tema en el Congreso Local se tomó al más alto nivel del poder del estado, fundamentalmente para evitar la polarización.

Diagnosticaron que los problemas internos en Morena se encargarán de resolverlos en su momento con sus líderes y bases sociales, porque es ahí donde está el germen de la confrontación y la división.

Las elecciones de 2021 son determinantes y los actuales gobernantes lo que menos quieren es depositar gratuitamente los votos de católicos y cristianos en manos de su oposición.

Todo está decidido, el aborto no se tratará en la actual legislatura con o sin plantón, con marchas o sin marchas.

 

De las anécdotas que se cuentan

Ahora que empezó el repunte de la segunda ola de Covid con más infectados y muertos, vale la pena recordar que el 25 de octubre, hace un mes, la doctora Claudia Sheinbaum, jefa del gobierno de la Ciudad de México informó algo que solamente puede hacerse, fortaleciendo un sistema de información oportuna del más alto nivel.

Y haciéndole caso a los datos, claro.

La jefa capitalina lanzó un indicador un tanto curioso: las fiestas en la ciudad.

A través del C5 de la Ciudad de México, se detectó que, durante la pandemia, se maximizaron en forma inédita las celebraciones masivas en domicilios particulares.

Lo anterior significa que mientras se pasó de la fase uno a la dos y luego a la tres, los habitantes de la ciudad siguieron con sus celebraciones masivas al interior de sus viviendas, en condiciones tales que solamente las denuncias de algún vecino podrían originar la llegada de la policía al lugar.

La doctora Sheinbaum estimó que en el lapso enero-octubre 2020, se dio un incremento superior al mil por ciento en las “quejas por reuniones sociales” respecto al mismo periodo, de 2019.

Las campeonas de las fiestas son las demarcaciones Miguel Hidalgo, con un mil por ciento de aumento; Xochimilco, 1 mil 278 por ciento; Magdalena Contreras con 1 mil 316 por ciento y la reina de los reventones es Milpa Alta, con 1 mil 520 por ciento.

Hay que tomar en cuenta lo dicho en la capital, no debe haber reuniones con más de diez personas. No se trata de que la autoridad lo censure, sino de que el virus puede hacer de las suyas en la más inocente de las reuniones familiares.

Reducir las convocatorias masivas en casa seguramente no es una idea agradable, máxime que se acercan las celebraciones de Navidad.

Pero es de las pocas cosas que se pueden hacer para contener un rebrote que amenaza con provocar estragos

fcrisanto00@yahoo.com.mx

Twitter @fercrisanto

Facebook: Fernando Alberto Crisanto

*AR