Los españoles de Iberdrola cancelaron la inversión en Tuxpan, dudan si siguen en Puebla

La inversión millonaria de Iberdrola en Puebla está en vilo.

La política antihispana y las presiones contra los productores de energía renovable, obligaron a la empresa a cancelar su proyecto en Tuxpan, Veracruz y dio pie a que la Comisión Federal de Electricidad prepare una licitación para construir la central eléctrica en ese municipio.

Ayer, el gobernador, Luis Miguel Barbosa, señaló que desconoce si Iberdrola cancelará sus inversiones en el estado tras su anuncio de retirar mil 200 millones de dólares en México dedicados para la construcción de una central de ciclo combinado en Tuxpan.

“Iberdrola seguramente está haciendo reconsideraciones de sus inversiones en México, No han hecho cambios para invertir en Puebla. Le pediré a la secretaria de Economía, Olivia Salomón, que entable comunicación con la firma española”.

La duda mata y más cuando uno de los proyectos más ambiciosos del actual gobierno es la Comisión de Energía y sus puntales son las inversiones de Iberdrola en Puebla.

***

El sector privado de Puebla tendrá que aceptar que sus relaciones con el gobierno del estado no son lo tersas que ellos esperaban.

En una forma contundente, el gobernador Barbosa precisó que el pacto comunitario al que convocó, para disminuir la curva de contagios de COVID-19, no es acuerdo para firmarse sino un asunto de comportamiento personal y de buena fe para que la sociedad tome conciencia sobre la crisis sanitaria que enfrenta Puebla.

Precisó que el pacto contempla que las familias poblanas y los integrantes de los sectores empresarial y económico, regresen al confinamiento, al uso de cubrebocas y a la sana distancia. En promedio, Puebla registra diariamente más de 300 nuevos casos de coronavirus, que podrían llegar a 500 el fin de semana en caso de que las industrias reinicien operaciones.

No existe sistema de salud, dijo, que cuente con la capacidad para hacerle frente a esta creciente tasa de contagios. Actualmente hay un 85 por ciento de capacidad en cuanto a medicamentos, insumos e infraestructura médica para atender a los pacientes con COVID-19.

De ese tamaño el escenario y la advertencia de catástrofe, por eso el pacto no es para la foto sino para que los empresarios acaten. A otro con las condiciones que plantearon los dirigentes del Consejo Coordinador.

***

De forma por demás extraña, la contadora Herminia Camacho “renunció” al Órgano Interno de Control del Congreso del estado, no se explicó el motivo, pero la presentó el 19 de marzo, con efectos al 1 de abril y fue recibida hasta el reciente uno de junio.

A los diputados se les entregó copia de la renuncia hasta ayer, una hora antes de que se votara en la sesión ordinaria. Infructuosamente la oposición intentó frenar la aprobación en vista de las inconsistencias. Con 28 votos a favor, dos en contra y nueve abstenciones se hizo válida su separación

Nadie les creyó, pero los diputados de Morena, PT y PES señalaron que la contradicción de fechas fue un error y votaron para corregirla ayer mismo.

El líder Gabriel Biestro Medinilla, señaló que la renuncia se recibió el 1 de junio, así que esa era la fecha en que surtió efectos, no el 1 de abril, como decía el acuerdo. No explicó los motivos de la renuncia de la contralora, ni aclaró quién es el encargado de despacho.

La realidad es que fue un despido, del que muy pronto se conocerán las causas. Al tiempo.

***

La Red Mexicana de Franquicias señaló que alrededor de 700 negocios en la Angelópolis cerrarán en forma definitiva, luego de que no resistieron tres meses cerrados por la emergencia sanitaria que provocó el coronavirus.

El presidente del organismo empresarial, Francisco Lobato informó que el cierre de estas franquicias se traduce en la pérdida de 7 mil empleos, solo en la capital poblana.

Este número se suma a las anunciadas por el presidente de la Asociación de Centros Comerciales, quien informó que a 90 días de que suspendieron actividades no esenciales a causa del coronavirus, hay más de 180 locales en plazas que quebraron y no llegaran a la “nueva normalidad”.

La crisis provocó que entre 10 y 15 locales de Loreto y Cruz del Sur abrieran sus puertas en estos días, a pesar de que el gobierno estatal mantiene la restricción de actividades no esenciales debido a que Puebla sigue en semáforo rojo por el aumento de contagios.


*AR